jueves, 18 de noviembre de 2010

Parada y fonda... Lerma


Dicen que Lerma fué a Valladolid lo que el Escorial fué a Madrid. Porque fué el Duque de Lerma, valido de Felipe III, el que decidió trasladar la corte a Valladolid.

Media docena de veces al año paso por Lerma. A veces a la ida y siempre a la vuelta paramos a comer la sopa castellana, la morcilla, el cordero lechal,  el vino de Ribera y un delicioso hojaldre de postre. Parada obligada, que no incluye visita turistica porque el viaje es largo y el tiempo apremia.

La Plaza Mayor con sus 6862 metros cuadrados es de las más grandes de España. Cerrada en uno de sus lados por el Palacio Ducal (Parador nacional), de estilo herreriano como se puede comprobar en la fotografía del grabado que se encuentra delante de él.  Como han cambiado los tiempos. Plazas destinadas a mercados comarcales, soportaladas, siempre a las afueras de las ciudades y villas, para  siglos más tarde convertirse en plazas Mayor y trasladar el centro a ellas.

 Este es el Arco de la cárcel. Era la puerta de entrada principal a la ciudad medieval amurallada. El cuerpo superior de ladrillo lo mandó construir posteriormente el Duque de Lerma para utilizarlo como cárcel. Actualmente es la sede del Consejo Regulador de los Vinos de la Ribera del Arlanza.



La villa de Lerma está situada sobre un otero a  38kms de Burgos en dirección a Madrid.  Esta posición elevada permite recorrer con un golpe de vista el típico paisaje ocre de la meseta castellana, reverdecido por la vega del Arlanza.

Tierra de palacios, castillos, iglesias y conventos que es lo que se mantiene en pie, porque su factura fué de mejores materiales que las humildes casas de adobe de los plebeyos. Sensación de riqueza dónde lo que más hubo fué unos siervos, arrendatarios de las tierras de la nobleza o del clero.

Monasterio de la Ascensión de Nuestro Señor. El más antiguo de los que quedan en Lerma. Fundado en 1604 por Doña Mariana de Padilla nuera del duque de Lerma. Actualmente lo ocupan las religiosas clarisas que se dedican a hacer dulces. Unas 72 religiosas que son famosas porque su edad media no supera los 30 años

Monasterio de la Madre de Dios. Mandado construir por el duque para su consuegra. Porque así eran los conventos. Austeros hoteles donde se recluían las viudas ilustres. ¡que tristeza me entra de pensarlo!. En la actualidad está habitado por un puñado de monjas carmelitas por lo que también se le conoce como el monasterio del Carmen.

Convento de San Blas. Empezado a construir en 1613 por el mismo arquitecto que el Palacio Ducal al que se hallaba unido por un pasillo de tres arcos. Actualmente está habitado por monjas dominicas que se dedican a la cerámica.

Construídos todos ellos en el s XVII período de esplendor de la villa,con  predominio del estilo herreriano.






Calles en cuesta propias de ciudad amurallada en las que en lo alto se sitúa el palacio o castillo del noble. Suelos empedrados con canto rodado muy habituales en  Castilla.. Casas con fachada de piedra, algunas blasonadas correspondientes a la burguesía y a la nobleza.



 El paso del tiempo ha dejado su huella en la piel de los pueblos. Pero aún nos permite conocer su historia y saber que hubo un tiempo de nobles, de corte, de paladines y escuderos, de monasterios,  que sin duda contrastaba con el hambre y la miseria del pueblo llano... no más que ahora.

Lerma fué declarado conjunto histórico artístico en 1965

5 comentarios:

Hawai dijo...

Qué belleza!!!!. Parece que está muy bien conservado y cuidado. ¿No nos pones el retrato del Duque de Lerma que hizo Rubens? ;).

(eres mala, a estas horas, hablarme de morcilla...me han entrado unas ganas tremendas de un pincho jajaja)


Besitos, wapa.

diego dijo...

Juir... he pasado por la circunvalación de Lerma mil veces camino de Burgos o Galicia y nunca he entrado. Lo haré la próxima vez gracias a tu reportaje y de paso me zamparé un cordero :)

su dijo...

Estuve en Lerma de casualidad, nos paramos de casualidad y realmente nos sorprendió. En la iglesia había un grupo con guía, nunca me ha gustado lo del guía, pero nos juntamos discretamente y fue una visita muy muy interesante. Seguramente volveré porque me gustó mucho.

Lourdes dijo...

Es que siempre vamos con prisas.

Creo que si yo condujera no llegaría nunca a mi destino. me gustaría verlo todo.

Gracias Hawai, Diego, Su

Ender dijo...

Y todas esas fotos sin parada turística? XD
Petons