miércoles, 29 de septiembre de 2010

El verano acaba con algo de Arte


Se acaba el verano.  Coincidiendo con el final de la estación he acompañado a unos amigos venezolanos a visitar Santillana del Mar y Comillas.

Este año he estado 4 veces en Santillana. Siempre me acerco a ver la colegiata y siempre la encuentro cerrada. Y es que soy muy despistada. Resulta que se visita por detrás. Está mal señalizado eso vaya por delante. Hacía años que no la visitaba por dentro.

 Se construye este tempo en el s XII siguiendo el modelo de otras iglesias románicas castellanas que se encuentran en el Camino de Santiago, muy en concreto San Martín de Frómista, aunque este templo es de mayores proporciones además de haber sido convento, primero de benedictinos y después de agustinos.

La planta es de tres naves longitudinales con sus correspondientes ábsides.

Se dedica el templo a Santa Juliana, su sepulcro se encuentra en el interior, y es tal la devoción que el propio pueblo recibe su nombre Santa-Iuliana que acaba derivando en Santillana.

En Cantabria se suele decir que éste es el pueblo de las tres mentiras porque Santillana del Mar ni es Santa ni es llana ni tiene mar.

 Dicen que del interior del templo lo mejor es esta pila bautismal. Apenas se aprecia la decoración porque estaba prohibido hacer fotos. A veces las cámaras se disparan solas. La escultura románica es sobre todo explicación del cristianismo, de los temas bíblicos, de la lucha del Bien y el Mal... En este caso esta pila está decorada con el pasaje de Daniel entre los leones.

 El claustro está adosado a la pared Norte de la Iglesia. Los capiteles vuelven a ser o bien explicativos de temas iconográficos o bien alegóricos. También geométricos, y con temas vegetales. Ninguno igual.


 Dobles columnas que forman arcos de medio punto, y una sucesión de capiteles perfectamente labrados, si bien seguro que los más perfectos responden a restauración.

El lateral Sur es el que tiene más temas iconográficos. Uno de los claustros  románicos mejor conservado,  bastante poco conocido. Recordar que la puerta de entrada para visitarlo está a los pies de la Iglesia.


Increíble el enlace que os dejo para ampliar conocimientos. 
.....................................................................................................................................................................
En Comillas se encuentra El Capricho.

Fué el capricho de Máximo Díaz de Quijano cuñado del marqués de Comillas. Quiso hacerse una casa de estilo oriental para pasar los veranos cerca de su cuñado.


 Es una casa de planta alargada y estrecha. Tres piso si contamos el semisótano. Decorada la fachada con azulejos cuadrados de girasoles que alternan con otros de hojas verdes.


 El hierro forjado está muy presente en balcones y barandillas.  La barandilla de la torre es espectacular. Una pena que no esté permitido el acceso a ella. Parece ser que el acceso no cumple los requisitos técnicos de seguridad.

 Actualmente pertenece al grupo japonés Mido Development. Desde aquí mi protesta por el excesivo precio de la entrada: 5€ por persona sin poder vísitar ni el sótano ni la torre. Y habiendo despojado de mobiliario la parte que se ve. Es decir a todas luces excesivo para ver una planta de 400 y pico metros cuadrados vacía.

 Siempre me parecieron originalisimos estos balcones. La barandilla de forja del balcón sirve de banco para contemplar el jardín antes conunicado con el Palacio de Sobrellano del marqués de Comillas. Ahora tan angosto que no te permite hacer una foto completa de la casa.


 Detalle del balcón. Gaudí un genio.  Una imaginación desbordante. Aunque se trate de elementos decorativos.

 Algunos de los pocos detalles que se pueden ver dentro. Esto y unas preciosas chimeneas muy orientales en cada una de las habitaciones.


4 comentarios:

larous dijo...

La colegiata me gusta bastante, he ido un par de veces. ¿como conseguiste hacer esa foto de la fachada sin gente?

El Capricho, la verdad es que cuando fui, llovia, estaba todo encharcado y no pudimos verlo demasiado. Tampoco me llamo especialmente la atención, la verdad.

Pero la colegiata....la colegiata es una autentica maravilla, y el puebl oen sí tmabien, quiza demasiado turístico. Gracias por las fotos.

Lourdes dijo...

Hola Rosanilla!!! la foto sin gente se consigue a las 4 de la tarde en el mes de Septiembre... a Santillana hay que ir cuando los veraneantes se han ido.

Aún así nada que ver con lo que el pueblo era hace 40 años respecto a gentes y constumbres.

Tienes que ver más Gaudí, no sólo románico...a mi también me gusta el románico creo que es un arte sencillo y que guarda las proporciones de tal manera que lo convierte en íntimo...puestos a rezar me inspira más una iglesia románica que una gótica.

Gaudí es pura decoración...también arquitectura pero sobre todo decoración, ahí es donde es un genio innovador e imaginativo.

Besucos

José M. Díaz dijo...

Me gustaría ponerme en contacto contigo para utilizar una de tus fotos. Gracias.

Lourdes Izquierdo dijo...

Hola Jose M: Díaz. Tienes mi permiso para utilizar mi foto. Pero me gustaría que me dijeras dónde

Saludos